Neuroanatomía del Sistema Nervioso Central (SNC): Surcos y giros


Neuroanatomía del Sistema Nervioso Central (SNC): Surcos y giros

Sesión de residentes realizada por
el doctor Guillermo Blasco +info

NEUROANATOMÍA: INTRODUCCIÓN

Comenzando con una breve perspectiva histórica, el estudio de la neuroanatomía data de hace casi 10000 años en la época neolítica, donde estudios ya evidenciaron las primeras trepanaciones exitosas (es decir, trepanaciones con formación posterior de hueso sobre ellas).
neuroanatomia historia

En la época griega el estudio del cerebro se amplió, con dos figuras destacables como fueron Hipócrates y Erasístato, correlacionando intelecto y complejidad de los giros
Posterior a la Era Clásica, y debido a las prohibiciones de diseccionar cadáveres durante la Edad Media, el estudio neuroanatómico sufrió un retroceso, que no despertaría hasta el periodo del Renacimiento con figuras como Vesalio (Sustancia Gris vs. Sustancia Blanca) o Leonardo da Vinci (Ventrículos, superficie cerebral).

A lo largos de los años el estudio fue profundizando, con mejores técnicas de disección, describiéndose por primera vez como una unidad constante la Fisura Silviana, los surcos, las circunvoluciones y describiendo los diferentes lóbulos como estructuras universalmente conservadas (Franscico de la Boe “Dr. Silvius”, Luigi Rolando, Friedrich Arnold…).

A finales del s XIX, grandes anatomistas comenzaron a detallar con más precisión la arquitectura cerebral, como Gratiolet describiendo los Plis de Passage (Conexiones entre giros adyacentes). El estudio se fue también centrando en la histología de la corteza cerebral (Alexander Ecker).

Posteriormente se describirá aquí la evolución que ha habido en el último siglo respecto al consenso en la descripción de los diferentes lóbulos cerebrales.

Para introducir el estudio de los surcos y giros de la superficie cerebral, es útil antes hacer una referencia de la estructura macroscópica y origen del SNC:

  • Telencéfalo: constituido principalmente por los hemisferios cerebrales
  • Diencéfalo: Hipotálamo, subtálamo, Tálamo, glándula pineal, cuerpos geniculados, 3er ventrículo
  • Mesencéfalo: Parte superior del troncoencéfalo, uniendo puente y cerebelo con diencéfalo
  • Metencéfalo/Mielencéfalo: Puente, Cerebelo y medula oblonga

En cuanto a la estructura cerebral, la corteza surca los dos hemisferios cerebrales. Estos presentan una cara lateral, una medial y una ventral, aspecto importante a la hora de sistematizar el estudio de los giros y surcos.

Surcando los hemisferios hay una serie de depresiones lineales denominadas Fisuras (si son profundas y anatómicamente constantes) o Surcos (más superficiales y menos constantes entre individuos), que van a delimitar en su mayoría los diferentes lóbulos.

CARACTERISTICAS DE LOS SURCOS

El proceso de formación de surcos va a estar determinado genéticamente, mediante un proceso de envoltura e invaginación de la superficie cerebral durante el desarrollo embrionario
formacion surcos cerebrales

Esto quiere decir que tiene que haber una variabilidad interindividual, no todos los cerebros tienen el mismo patrón. Aún así, el estudio exhaustivo durante tantos años ha permitido describir una serie de puntos geográficos constantes que van a ser fundamentales para la orientación y el posicionamiento en el campo quirúrgico.

LOBULOS CEREBRALES.

Desde los estudios de Gratiolet a mediados del s XIX, ha habido un esfuerzo por parte de la comunidad científica en establecer una nomenclatura anatómica universal. Así, en reuniones sucesivas de la comunidad internacional se publicaba la Nomina Anatomica que servía como método de unificación para todos los profesionales de la nomenclatura anatómica.
lóbulos cerebrales

Es en 1895 cuando en una reunión en Basilea se establece que los lóbulos cerebrales son el frontal, parietal temporal y occipital. En 1975 se añade la Ínsula y en 1998 se aceptó el lóbulo Límbico.

En los últimos años, con los estudios microanatómicos de Ono y Yasargil se consideró como otro lóbulo independiente al lóbulo central, formado por el giro pre y postcentral, ya que se vio que corresponde a una unidad morfológica y funcional
Actualmente se consideran en cada hemisferio cerebral 7 lóbulos: FRONTAL, CENTRAL, PARIETAL, OCCIPITAL, TEMPORAL LIMBICO e INSULAR.

LÓBULO FRONTAL

LATERAL:

Supone la parte más anterior de cada hemisferio, teniendo como límite posterior el surco precentral y como límite inferior la Cisura de Silvio.
Destaca en esta visión lateral dos surcos: Frontal superior y el frontal Inferior que van a definir tres giros: Frontal Superior, Medio e Inferior, orientados longitudinalmente respecto a Silvio.

lóbulo frontal

Es importante conocer la anatomía del lóbulo frontal inferior, pues desde la Cisura de Sivio acometen dos improntas, la Rama Horizontal Anterior y la Rama Ascendente Anterior que van a limitar tres giros, de anterior a posterior:

    Giro orbital, Giro triangular y Giro opercular.

Posteriormente se van a continuar con el Giro Precentral y en ellos se va a situar el PUNTO SILVIANO ANTERIOR (Inferior a L. Triangular y anterior a la base del Opérculo)
Por cada lóbulo que describamos se va a mencionar brevemente las zonas elocuentes situadas en la corteza.

En cuanto al lóbulo frontal, contiene:

    Área Premotora: Responsable de los movimientos coordinados que comprenden secuencias de movimientos

  • Área de la visión conjugada (F2): Movimiento ocular contralateral.
  • Área Prefrontal (Br. 9,10): Personalidad, toma de decisiones, comportamiento social.
  • Área de Broca (Motora del lenguaje): presente en el hemisferio dominante, situada en la zona de los lóbulos Triangular y Opercular.

MEDIAL:

Limitado inferiormente por el surco del Cíngulo y posteriormente por el surco Paracentral. Es la continuación del Giro Frontal Superior en la cara medial.
El giro frontal superior termina anteriormente en la escotadura Frontomarginal, desde donde continúa el giro Recto. Dicho giro Recto es visible también en la visión ventral.

VENTRAL:

De medial a lateral, la cara ventral u orbitaria del lóbulo frontal presenta el giro recto, delimitado por el surco Olfatorio (por el que discurre el bulbo y nervio Olfatorio) y los giros olfatorios, medial, anterior, lateral y posterior en función de su situación respecto al Surco orbitario o cruciforme (H)

LOBULO CENTRAL

LATERAL:

Tienen como limites anterior el Surco Precentral, posterior el Surco Postcentral e inferior la Fisura de Silvio.
El surco central de Rolando delimita dos giros: Giro Precentral y Giro Postcentral. Estos dos giros están conectados inferiormente mediante un plis de passage por el Giro subcentral, que puede situarse sobre la Cisura de Silvio y ser visible, o internalizarse dando la sensación de que la Cisura Central de Rolando es una rama ascendente de Silvio

MEDIAL:

En cuanto a su visión medial, se continua con el Surco Paracentral, con limites inferior el Cíngulo, anterior el Giro Frontal Superior y posterior el Surco Marginal.

En zonas elocuentes, cabe destacar lo antes comentado de que el lóbulo central forma una unidad morfológica y funcional en sí mismo, aunque en muchas representaciones se divida la parte anterior en lóbulo frontal y la parte posterior en lóbulo parietal.
Esto es debido a la interacción entre motricidad (Área Motora Primaria) y la sensibilidad (Área Sensitiva Primaria), ya que ambas tienen una representación somatotópica siendo la cara la parte más inferior de los giros en la superficie lateral, y la pierna ocupando la parte medial.

lóbulo central

La mano corresponde en altura en el giro precentral con la intersección del giro frontal superior, a veces formando un continuo en la corteza, mediante otro plie de passage. Esta zona se visualiza en TAC cerebral como una U, conociéndose como el ‘SIGNO DE LA OMEGA’

LÓBULO DE LA ÍNSULA

En cuanto a la ínsula, su anatomía es algo más variable comparada con el resto de lóbulos. Está situada profunda a fisura de Silvio, siendo preciso retraer los lóbulos frontal (Triangular y Opérculo) y temporal (Giro Temporal Superior) para visualizarla.
El tercer surco insular es el más constante, dividiendo la ínsula en dos giros, Short insular gyri situado anterior al surco y Long insular gyri situado posterior al surco.

LOBULO PARIETAL

LATERAL:

Tiene como limites anterior el Surco Postcentral, posterior la continuación lateral del surco Parietooccipital y como límite inferior la rama posterior de la Fisura de Silvio

En él esta presente el Surco Intraparietal que divide el lóbulo en dos:

  • Lóbulo Parietal Superior
  • Lóbulo Parietal Inferior

lóbulo parietal

A su vez el Lóbulo Parietal Inferior está subdividido en dos giros: Giro Supramarginal y Giro Angular separados uno del otro por el surco intermedio de Jensen, cuyo origen puede ser una rama inferior del surco intraparietal ó una rama ascendente surco temporal superior.

MEDIAL:

En cuanto a la visión medial del lóbulo parietal el Lóbulo Parietal Superior se continúa medialmente con el Giro Precuneiforme o Precuña que tendrá como límite Anterior el Surco Marginal (rama ascendente del surco cingular), posterior el Surco Parietoocipital e inferior el Cíngulo
Repasando las áreas elocuentes presentes en este lóbulo, el lóbulo Parietal Superior está implicado en la relación individuo – espacio, y una lesión en esta área, en el hemisferio no dominante, producirá una heminegligencia espacial.
Una lesión en el Giro Angular producirá un Sd. de Gerstman (HD) que cursará con agrafia, acalculia, agnosia….y apraxia ideatoria/ideomotora (HD)

OCCIPITAL

LATERAL:

Ocupa en la cara lateral la posición mas posterior del hemisferio, con un limite anterior que es la línea virtual entre el Surco Parietooccipital y la Escotadura Preoccipital
Presenta 3 Giros (O1, O2, O3), menos definidos y más variables, que convergen en el Polo Occipital

MEDIAL:

La anatomía esta mejor delimitada, con un limite anterior bien definido, el Surco Parietooccipital. La Fisura Calcarina es prominente, constante y divide el lóbulo occipital por su pared medial en una zona superior, el Giro cuneiforme o Cuña y otra inferior conocida como Giro lingual que se va a continuar inferiormente con el giro Parahipocampal del lóbulo temporal.

Respecto a las zonas elocuentes, en el lóbulo Occipital está presente la corteza visual, con su área de visión primaria, su área secundaria y el área asociativa, que reciben las radiaciones ópticas procedentes del núcleo geniculado lateral, y donde la imagen va a ser procesada y dividida en sus diferentes componentes (color, movimiento, forma…etc.)

LOBULO TEMPORAL

Está situado en la parte media e inferior del hemisferio cerebral, siendo útil para su estudio dividirlo en una cara lateral, medial e inferior.
lóbulo occipital

LATERAL:

Tiene como límites superior la Fisura de Silvio, como límite inferior la Fosa Temporoesfenoidal (Fosa craneal media) y como límite posterior la línea virtual entre el Surco Parietooccipital y la Escotadura Preoccipital
En el lóbulo temporal están presentes dos surcos: Temporal Superior (Continuo) y Temporal Inferior (Discontinuo) que limitan tres lóbulos:

  • L. T. Superior (T1): Contiene el Giro transverso de Heschl, en el cual está situada el área auditiva primaria y se continúa con el Giro Supramarginal
  • L. T. Medio (T2): Se continúa con el Giro Angular
  • L. T. Inferior (T3): Se continua posteriormente con el Giro occipital inferior e inferior con el Giro occipitotemopral (Fusiforme)

El surco Temporal Superior también puede ser el que origine el Surco Intermedio de Jensen)

VENTRAL:

Siguiendo un recorrido de lateral a medial, nos encontraremos primero con Superficie inferior del G. T. Inferior, el Surco Temporooccipital, el Giro Temporooccipital (Fusiforme), el Surco Occipitotemporal (Colateral), y el Giro Parahipocampal, con su porción anterior el Uncus (L. Límbico) y su continuación posterior la Língula occipital
Está presente también el Hipocampo: Invaginación del giro hacia cuerno temporal del ventrículo lateral.
lobulo hipocampo

En cuanto a las zonas elocuentes localizadas en este lóbulo, el Giro transverso de Heschl contiene el Área auditiva primaria (Br. 41, 42). Inferior y dorsal a Heschl, junto con la porción anterior del giro Supramarginal se encuentra el Área de Wernicke (Br. 22) encargada de la comprensión lenguaje. Una lesión en este área producirá una afasia sensitiva.

LÓBULO DEL CÍNGULO

La palabra Limbo tiene como significado Anillo o borde. La primera descripción de éste lóbulo corresponde a Broca a mediados del s. XIX, describiéndolo como una “C “ rodeando al diencéfalo.

Fue internacionalmente reconocido como lóbulo independiente en la International Anatomical Terminology de 1998.

En importante diferenciar la Circunvolución Límbica del Sistema Límbico (que incluye otras estructuras como el hipocampo, giro dentado, amígdala etc.)

VISIÓN MEDIAL

El límite superior corresponde al Surco Cingular, el límite inferior el Surco Pericalloso. Este lóbulo recorre desde el Lóbulo Frontal, Parietal, Occipital hasta Temporal
De anterior a posterior vamos a encontrar las siguientes estructuras:

  • Giro Subcalloso (inferior a rodilla del Cuerpo Calloso),
  • Giro del Cíngulo, Istmo (en relación con Esplenio del Cuerpo Calloso)
  • Giro Parahipocampal,
  • Uncus (anterior en Lob. Temporal)

lóbulo límbico

En cuanto a los aspectos funcionales del Lóbulo Límbico, éste está integrado como una parte del sistema límbico, responsable de muy diversas funciones aun todavía por terminar de caracterizar como pueden ser:

  • Homeostasis, alimentación, respuesta de huida
  • Conducta social y sexual
  • Conducta emocional
  • Memoria (Hipocampo)
  • Motivación (Giro del Cíngulo anterior)

CONCLUSIONES

1. Los surcos y fisuras constituyen puntos anatómicos fundamentales en la superficie cerebral hemisférica, formando los giros cerebrales.
2. Su estudio y conocimiento son esenciales para una correcta orientación en el campo microquirúrgico
3. Cada giro debe ser entendido como una región de la superficie cortical cerebral
4. No como una estructura neuronal individual anatómicamente independiente
5. Aún siendo su organización variable, están organizados mediante una configuración básica conservada que permite el reconocimiento de estructuras constantes en toda la población.

1 Comentario

  1. Gracias por su preocupación la neuroanatomía es mi pasión esto me ayudara mucho en mi formación continua

    Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *