Aneurismas y malformaciones vasculares


ANEURISMA CEREBRAL

ETIOPATOGENIA

Un aneurisma es una dilatación anómala de la pared de una arteria y se puede localizar en cualquier vaso del organismo. Se produce porque falla en un punto alguna de las capas que forman la pared arterial, por lo que ésta va cediendo progresivamente, con el riesgo de que llegue a romperse y ocasione una hemorragia grave o incluso mortal. Uno de los sitios más frecuentes de aparición de aneurismas es la aorta. Pero el otro lugar de mayor frecuencia es en las arterias cerebrales.

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurosmas y otras malformaciones vasculares-Esquema-aneurima-bifucacion-arteria-principal

Fig.1.- Esquema de un aneurisma localizado en bifurcación arteria principal

En el caso del cerebro, es más frecuente que los aneurismas aparezcan en la división o bifurcación de una arteria principal, por tener mayor calibre y presión arterial. El fallo de la pared suele ser puntual e ir formando una dilatación progresiva aneurismática con forma sacular, como un pequeño globo que hace protrusión en dicha bifurcación (Fig. 1).

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares--dilatacion-progresiva-aneurismatica

Fig. 1B.- Dilatación progresiva aneurismática

Por lo general, la causa es congénita (aunque se suele manifestar tardíamente, a partir de los 30-40 años). Pero también pueden aparecer aneurismas tras otros tipos de alteraciones de la pared arterial, como el desgaste ocasionado por la conjunción de hipertensión arterial y arteriosclerosis, o los provocados por traumatismos, infecciones, etc.

El problema principal que plantean los aneurismas es que su rotura, por debilitamiento de la pared o subida de la tensión, ocasiona una hemorragia intracraneal. Al encontrarse estos aneurismas en las arterias principales del cerebro la hemorragia se produce en el llamado espacio subaracnoideo, por donde circula el líquido cefalorraquídeo y discurren estas arterias. De forma que la hemorragia se difunde rápidamente alrededor de todo el cerebro (Fig2). En otras ocasiones pueden producirse además hematomas intracerebrales o hemorragias en los ventrículos cerebrales (Fig. 3).

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-hemorragia-producida-por-aneurisma

Fig. 2.- Hemorragia producida por un aneurisma

 

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-hemorragia-intracerebrales

Fig. 3.- Hemorragia intracerebral

Otra forma de expresarse clínicamente los aneurismas, aunque es excepcional, es el aumento progresivo de tamaño sin llegar a romperse. Se genera lo que se denomina unaneurisma gigante (Fig. 4), que llega a alcanzar un gran tamaño y se comporta como un proceso expansivo, comprimiendo las estructuras cerebrales colindantes. Además, en este tipo de aneurismas, se pueden producir coágulos en su interior que, si se desprenden, pueden dar lugar a embolias en territorios vasculares más lejanos.

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-aneurisma-gigante

Fig. 4.- Aneurisma gigante

Los aneurismas suponen un importante problema médico, porque su rotura  puede ocasionar la muerte instantánea o en las primeras horas en más de un 10% de las personas que la sufran. Pero más grave aún es que tienen una alta probabilidad de volver a sangrar en las dos primeras semanas (15-20%); si no se tratan, el 50% sangran antes de los seis primeros meses, con el doble de posibilidades que la primera hemorragia de que sea mortal. Las hemorragias sucesivas son cada vez más graves y con mayor morbi-mortalidad.

El otro problema que se plantea cuando un aneurisma se ha roto es que la presencia de sangre en el líquido cefalorraquídeo y el intento de la arteria por no sangrar ocasiona unvasoespasmo, es decir, una disminución del calibre de las arterias. Si esta reacción es excesiva, se puede llegar a producir un cierre que impida la circulación de  la sangre, con el peligro de provocar una isquemia o un infarto que ocasione déficits neurológicos.

Ambos problemas, el riesgo alto de resangrado y el vasoespasmo arterial, son los que hacen que el tratamiento de los aneurismas sea muy complejo; no sólo en cuanto a la mejor técnica para conseguir un cierre completo, sino también al momento ideal para que se realice dicho tratamiento con el fin de disminuir la morbi-mortalidad.

CLÍNICA

La incidencia de aparición clínica de los aneurismas es de aproximadamente 10 casos por cada 100.000 habitantes y año. Es excepcional que se detecten antes de producir una hemorragia.

La edad de presentación tiene un pico de máxima frecuencia desde los 40 a los 60 años, siendo muy rara su presentación por debajo de los 20 años de edad. Clínicamente se sospecha que puede existir una rotura de un aneurisma cuando el paciente refiere unacefalea brusca e intensísima acompañada de otros síntomas como vómitos, rigidez de nuca, disminución del nivel de conciencia o pérdida de alguna de las funciones neurológicas. Esta cefalea, con mucha frecuencia, se produce tras haber realizado algún esfuerzo físico que provoque un aumento de la presión arterial.

Se han establecido diferentes escalas clínicas para valorar la situación del paciente y facilitar un adecuado manejo diagnóstico y terapeútico. La más utilizada es la escala de Hunt y Hess:

-Grado 1.- Asintomático o leve cefalea

-Grado 2.- Cefalea moderada o notable. Rigidez de nuca. No déficits neurológicos, excepto afectación de pares craneales.

-Grado 3.- Tendencia al sueño, confusión o déficit focal discreto

-Grado 4.- Estupor. Moderada o importante hemiparesia. Posible rigidez de descerebración precoz y trastornos vegetativos.

-Grado 5.- Coma. Rigidez de descerebración. Apariencia de moribundo.

MANEJO DIAGNOSTICO

El estudio inicial que se realiza es el TAC cerebral para visualizar si realmente existe una hemorragia intracraneal (subaracnoidea, intracerebral….). Si esta prueba es aparentemente normal y se mantiene la sospecha clínica, está indicado realizar unapunción lumbar para analizar si el líquido cefalorraquídeo tiene sangre o, si por el contrario, estamos antes una posible meningitis.

Una vez diagnosticada la hemorragia subaracnoidea, hay que confirmar la existencia de un aneurisma y su localización. El método diagnóstico determinante, aún hoy en día, es laarteriografía o angiografía (Fig. 5). Se debe de realizar un estudio de todos los vasos cerebrales (carótidas y vertebrales) puesto que, al ser en su mayoría de origen congénito, pueden existir varios aneurismas en un mismo paciente  en diferentes localizaciones, aunque sólo uno de ellos es el que ha sangrado.

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-angiografia

Fig. 5.- Angiografía

Muy recientemente la Angio-RM (Fig. 6) y el Angio-TAC (Fig.7) pueden visualizar determinados aneurismas, siendo ambas unas pruebas menos invasivas y mejor toleradas por el paciente que la angiografía cerebral. En un futuro próximo es casi seguro que desplazarán a la angiografia en el manejo diagnóstico.

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-Angio-RM

Fig. 6.- Angio-RM

 

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-angio-tac

Fig. 7.- Angio-TAC

La localización de los aneurismas cerebrales es muy característica y se distinguen dos grandes zonas: la circulación anterior (dependiente de las arterias carótidas y sus ramas principales [arteria cerebral anterior y arteria cerebral media]), donde aparecen el 90% de los aneurismas. Estos se localizan, a partes iguales prácticamente, en la propia carótida (30%), en la arteria cerebral anterior y sus ramas (30%) (Fig.8) o en la arteria cerebral media (30%). El otro 10% de aneurismas se localizan en la llamada circulación posterior, dependiente de las arterias vertebrales y sus ramas (Fig. 9).

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-localizacion-zona-anterior

Fig. 8.- Localización zona anterior

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-localizacion-zona-posterior

Fig. 9.- Localización zona posterior

MANEJO TERAPEUTICO

El tratamiento de un aneurisma es muy complejo. Requiere un planteamiento y cuidados médicos intensivos que se centran en tres aspectos fundamentales: 1.- Ayudar al paciente a superar los efectos de la hemorragia cerebral que se ha producido. 2.- Prevenir elvasoespasmo y tratar sus efectos adversos. 3.- Evitar el resangrado hasta que se realice el tratamiento definitivo del aneurisma.

El tratamiento del aneurisma es excluirlo de la circulación arterial. Las técnicas quirúrgicas en la mayoría de los casos cierran el aneurisma colocando una pequeña pinza llamadaclip en el cuello del aneurisma preservando el resto de la circulación (Figs. 10 y 11). Los mejores resultados y con menores riesgos se obtienen en los aneurismas que tienen un cuello pequeño, que puede ser abrazado fácilmente con un solo clip. La cirugía consigue cerrar los aneurismas en casi el 100% de los casos con una morbi-mortalidad variable dependiendo de la situación inicial del paciente, de la localización y forma del aneurisma, así como de la experiencia del equipo quirúrgico. Si el paciente está en un grado I-II de la escala de Hunt y Hess, la mortalidad puede ser inferior al 2%, pero aumenta o supera el 60% si el paciente está en grado IV-V.

[twocol_one]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-util-colocacion-clip

Fig. 10A.- Util para colocar clips para el tratamiento de aneurimas

[/twocol_one] [twocol_one_last]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-diferentes-tipos-clips

Fig. 10B.- Diferentes tipos de clips

[/twocol_one_last]

[twocol_one]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-angiografia-antes-colocacion-clip

Fig. 11A.- Angiografía antes de colocación clip

[/twocol_one] [twocol_one_last]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-Angiografía antes de colocación clip

Fig. 11B.- Angiografía antes de colocación clip

[/twocol_one_last]

Uno de los dilemas más importantes que se plantea es en qué momento se deben tratar los aneurismas, si de forma precoz (primeras 48-72 horas) o de forma tardía (a partir del 10º día post-hemorragia). Hay que tener en cuenta que ambos tratamientos tienen sus complicaciones y riesgos frente a los beneficios. La cirugía precoz consigue reducir el riesgo de resangrado (con la morbi-mortalidad consecuente), pero la intervención quirúrgica que se precisa para el cierre del aneurisma conlleva una morbi-mortalidad ligeramente alta (superior al 2%), dadas las condiciones en que se encuentran los pacientes, con una agresión reciente ocasionada por la hemorragia que acaban de sufrir y el riesgo de aparición de vasoespasmo. Esta cirugía precoz ha de realizarse en las primeras 72 horas; a partir de aquí el insulto quirúrgico va a aumentar las posibilidades de aparición de vasoespasmo grave. Por el contrario, el tratamiento quirúrgico tardío, a partir del 10º día post-hemorragia (cuando el paciente está ya neurológicamente recuperado o estable y no hay riesgo de vasoespasmo), tiene una morbilidad y mortalidad mínima (menor del 2%), pero en la espera hay un porcentaje de pacientes que vuelven a sangrar (5 a 10%). De forma que no hay evidencia científica en la literatura mundial acerca de que un manejo terapéutico sea superior al otro, tras comparar los resultados globales, desde que ingresan los pacientes en el hospital hasta que son dados de alta o fallecen. Por lo que se mantiene aún hoy día una importante controversia no resuelta.

Pero en estos últimos años se está apuntando otra solución a este dilema, gracias a los múltiples avances que se están realizando en otros campos. Con toda probabilidad el más importante ha sido la posibilidad de aplicar técnicas neurorradiológicas intervensionistas (embolización) (Fig. 12) para el cierre definitivo del aneurisma. Estas técnicas endovasculares consisten en la cateterización selectiva de la arteria donde está localizado el aneurisma y la aplicación dentro de la cavidad aneurismática de diferentes sustancias o elementos (“coils”) que consiguen el cierre de la dilatación aneurismática por trombosis del mismo. Requieren que el cuello del aneurisma sea pequeño para que retenga el material de embolización. Entre las complicaciones destaca el riesgo de rotura del propio aneurisma durante la embolización, el cierre de una arteria normal por escape del material inyectado y el vasoespasmo. Se consigue el cierre completo del aneurisma  en casi un 90% de los casos, pero es aconsejable realizar controles angiográficos durante al menos dos años. Las complicaciones graves de morbi-mortalidad giran actualmente alrededor del 5%, dependiendo de las condiciones del paciente, del tipo y localización del aneurisma, así como de la experiencia del equipo neuroradiológico intervencionista.

[twocol_one]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-tecnica-de-embolizacion-por-coils

Fig. 12A.- Técnica de embolización por coils

[/twocol_one] [twocol_one_last]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-imagen coils

Fig. 12B.- Imagen donde se aprecian coils

[/twocol_one_last]

Al contar con estas nuevas posibilidades, parece que la controversia ya referida se está decantando hacia intentar el tratamiento endovascular en la fase precoz, sustituyendo al tratamiento quirúrgico, dado que la embolización es un método mucho menos agresivo y mejor tolerado por el paciente con hemorragia reciente. De forma que la cirugía tardíaquedaría reservada solamente para aquellos pacientes en los que no ha sido posible excluir el aneurisma mediante embolización.

Sea cual sea el método seleccionado para cerrar el aneurisma, hay siempre un tratamiento médico-quirúrgico de base, encaminado a ayudar al paciente a superar los efectos agudos de la hemorragia (analgesia, sedación, protectores cerebrales, drenaje ventricular…), evitar el resangrado (control de presión arterial, medicación antifibrinolítica…), así como prevenir y/o tratar el vasoespasmo (vasodilatadores y otras medidas para conseguir un aumento del flujo sanguíneo cerebral).

Por tanto, desde que el paciente llega al hospital, independientemente del nivel de conciencia o gravedad clínica que presente, un equipo especializado en patología vascular cerebral, formado por un neurólogo, neurocirujano, neurorradiólogo e intensivista, planeará el manejo terapéutico más adecuado, coordinando en todo momento sus conocimientos y actuaciones, adaptándolas a los cambios favorables o no que vayan surgiendo, hasta conseguir la recuperación del paciente y el cierre aneurismático de la forma más precoz y con menor riesgo posible.

MALFORMACIONES VASCULARES

Con este nombre se denomina a las lesiones vasculares  no neoplásicas del sistema nervioso. McCormick en 1966 describió 4 tipos: malformación arteriovenosa (MAV), angioma cavernoso o cavernoma, angioma venoso y telangiectasia capilar.

Una quinta categoría serían las fístulas arteriovenosas, que consisten en la existencia de una o múltiples arterias dilatadas que conectan directamente con una vena. Son de alto flujo, tienen baja incidencia de hemorragia y suelen ser tratables por métodos endovasculares. Ejemplos de éstas son la malformación de la vena de Galeno, malformaciones vasculares durales y la fístula carótido-cavernosa. Debido a su rareza y a que a veces pueden ser consideradas una variedad de malformación  arteriovenosa,  no nos ocuparemos de ellas en este momento.

MALFORMACIONES ARTERIOVENOSAS

Consisten en varias arterias anómalas, dilatadas, que forman un nido u ovillo vascular que drena directamente hacia una o varias venas displásicas de drenaje, sin fase capilar previa (Fig. 13). A diferencia de la circulación normal, en esta estructura las arterias no se llegan a dividir de forma progresiva hasta la fase capilar, ni tienen parénquima cerebral dentro de la malformación, aunque ésta se sitúa dentro o rodeada por tejido cerebral.

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-imagen-malformacion-arteriovenosa

Fig. 13.- Malformación arteriovenosa

Son siempre congénitas, pero pueden ir creciendo con la edad. A medida que pasa el tiempo, estos vasos anómalos van a irse deteriorando en su estructura, por lo que tienen mayor tendencia a la rotura espontánea que los vasos normales. De ahí que lahemorragia aparezca más precozmente (a partir de los 20 años de vida).

Otro de los fenómenos que se producen es el de “robo” de sangre de los territorios sanos. Esto se debe a que las arterias que alimentan la malformación son ramas de arterias normales. Debido a que el drenaje venoso es directo, sin barrera capilar, la sangre tiene más facilidad o tendencia a irse por la malformación que por el sistema arterial normal, por lo que se produce una caída de caudal sanguíneo en las ramas que van a tejido cerebral sano. Este fenómeno de robo va a ser causa de dos tipos de síntomas, por afectación de las neuronas circundantes: déficits neurológicos yepilepsia

Clinica

En un 50% de los casos la aparición clínica se produce tras una hemorragia; el 40% debutan con crisis epilépticas y en un 7% se presentan déficits neurológicos focales por isquemia.

Como hemos dicho anteriormente, el periodo de la vida con mayores posibilidades de que aparezca un cuadro hemorrágico es alrededor de los 20 años y va disminuyendo dicha probabilidad a partir de los 40-50 años de edad. El episodio de hemorragia no es tan deletéreo como el provocado por los aneurismas, aunque tienen una mortalidad del 10% y un 30-50% de morbilidad, con un riesgo de sangrado acumulativo de 2-4% al año. En algo más del 80% de los casos la hemorragia es intraparenquimatoso, pero también pueden producir hemorragia subaracnoidea o intraventricular.  La hemorragia es más frecuente en las malformaciones pequeñas que en las grandes y en ocasiones se producen por la rotura de dilataciones aneurismáticas en arterias adyacentes a la malformación, en el propio nicho vascular o en las venas de drenaje.

Los otros síntomas (epilepsia e isquemia) suelen asociarse a malformaciones de mayor tamaño. La asociación de epilepsia y un cuadro agudo de hemorragia en una persona joven es patognomónico, o característico de presencia de una MAV mientras no se demuestre lo contrario. Antes se creía que las MAVs que producían epilepsia tenían menor riesgo de producir hemorragia, pero no es así; de forma que, si diagnosticamos una MAV tras un cuadro epiléptico, el paciente presenta las mismas posibilidades de sangrado, del 2-4% acumulativo al año.

Diagnostico

En la fase aguda, la TAC es el mejor método de detección de la hemorragia, aparte de la existencia de posibles calcificaciones tortuosas características (Fig.14). La RM es muy útil para ver la relación entre MAV y parénquima cerebral circundante (Fig. 15), permite ver si existe alto o bajo flujo y realizar el diagnostico diferencial entre un tumor que haya sangrado u otro tipo de malformación  vascular (cavernoma).

[twocol_one]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-TAc-para-deteccion-hemorragia

Fig. 14.- TAC para detección de hemorragia

[/twocol_one] [twocol_one_last]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-RM-relacion-mav-parenquima-cerebral

Fig. 15.- RM para observar MAV en relación con el parenquima cerebral

[/twocol_one_last]

La Angio-TAC (Fig. 16) y Angio-RM (Fig. 17) son pruebas no invasivas que nos dan más información anatómica acerca de la MAV. Pero, hoy día, el método más completo para conocer el tipo y dinámica de la malformación sigue siendo la arteriografía (Fig. 18).

[threecol_one]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-angio-TAC

Fig. 16.- Angio-TAC

[/threecol_one] [threecol_one]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-angio-RM

Fig. 17.- Angio-RM

[/threecol_one] [threecol_one_last]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-arteriografia

Fig. 18.- Arteriografia

[/threecol_one_last]

Debido a las amplias posibilidades de variedad de MAV, se han hecho numerosos intentos de clasificación, dependiendo del tamaño y localización. Esto es importante para plantear el tratamiento a seguir, de forma que se han realizado escalas o grados (la más importante y reconocida es la de Spetzler-Martin), para correlacionarlas con el pronóstico y las posibilidades de tratamiento endovascular y quirúrgico (Fig.19 y 20).

Grados de Spetzler-Martin:Puntos
Tamaño
– Pequeño < 3 cm1
– Medio 3-6 cm2
– Grande > 6 cm3
Localización
– Áreas no elocuentes0
– Áreas elocuentes1
Drenaje venoso
– sólo superficial0
– profundo1

[twocol_one]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-escala-spetzler-martin-tratamiento-endovascular

Fig. 19.- Tratamiento según escala Spetzler-Martin

[/twocol_one] [twocol_one_last]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-escala-spetzler-martin-tratamiento-endovascular

Fig. 20.- Tratamiento endovascular

[/twocol_one_last]

 

Tratamiento
Al igual que en los aneurismas el tratamiento ideal de una malformación arteriovenosa es excluirla de la circulación, haciendo desaparecer el nicho vascular y preservando la circulación colateral.

Antes las MAVs eran el problema neuroquirúrgico benigno más difícil de resolver. Pero los avances técnicos que se han producido en estos últimos años han  permitido reunir un conjunto de medidas terapéuticas que, solas o en conjunto, han hecho posible tratar definitivamente las MAVs con muy bajos índices asociados de morbilidad y mortalidad.

Hay tres abordajes: microcirugía, embolización y radiocirugía. Lo más frecuente es que se requiera la combinación de varias de estas técnicas. Por lo tanto, las MAVs deben de ser tratadas por equipos multidisciplinarios formados fundamentalmente por neurocirujanos y neurorradiólogos. Para elegir un tratamiento u otro hay que tener en cuenta, además del grado de Spetzler-Martin, la edad, asociación con aneurismas, flujo alto o bajo, historia previa de hemorragia, tamaño del nido, posibilidad de tratamiento endovascular y las condiciones generales del paciente. Las indicaciones de cada tipo de abordaje pueden ser resumidas de la forma siguiente:

1.- Cirugia: La resección  quirúrgica es el tratamiento de elección para las MAVs. Su principal beneficio es que elimina el riesgo de sangrado de forma inmediata. Pero su principal inconveniente es la invasividad y consiguiente riesgo quirúrgico. Cuando éste es inaceptablemente alto se eligen otros procedimientos (Figs 21).

2.- Radiocirugía: La radiación provoca en la pared vascular una reacción que acaba cerrando la luz vascular. Pero la dosis de radiación ha de ser muy alta, de forma que la radioterapia convencional tiene una efectividad sobre el cierre completo de la MAV no superior al 20%, por lo que no se considera efectiva. Ahora bien, las modernas técnicas de radiocirugía sí consiguen su objetivo de concentrar altas dosis de radiación y, por consiguiente, generar una reacción que cierre por completo la MAV. Esto se consigue en un máximo del 70% de las MAVs menores de 3cm. de diámetro. Por encima de este tamaño, la radiocirugía no está indicada, aunque se están ensayando técnicas intermedias entre la radioterapia convencional y la radiocirugía (radioterapia estereotáxica) que permitan abordar las MAVs gigantes.

La radiocirugía es una técnica no invasiva que consigue reducir de forma gradual el flujo de la malformación, hasta su cierre. Su indicación más clara es la MAV de localización profunda, en el que el intento de resección con microcirugía tiene un alto riesgo de provocar efectos adversos colaterales. El mayor inconveniente de la radiocirugía, que hay que conocer,  es que el proceso puesto en marcha tarda de 1 a 3 años en conseguir el cierre completo del 70% de las MAVs, persistiendo durante este tiempo el riesgo de resangrado de 2-4% acumulativo al año.

3.-Técnicas endovasculares: La diferentes técnicas de embolización y cierre de los vasos que nutren la MAV no consiguen, por sí solas, el cierre completo en más del 10% de los casos y podrían facilitar la reapertura de otras arterias. Mientras persista MAV permeable existe el riesgo de resangrado. Su indicación principal, por lo tanto, es facilitar el tratamiento micro o radioquirúrgico.

[twocol_one][/twocol_one] [twocol_one_last][/twocol_one_last]

[twocol_one]

Fig. 21.- Técnicas endovasculares

[/twocol_one] [twocol_one_last]

Fig. 21.- Técnicas endovasculares

[/twocol_one_last]

ANGIOMAS CAVERNOSOS

Es una lesión vascular malformativa, de carácter esporádico o hereditario, consistente en dilataciones sinusoidales vasculares localizadas dentro el parénquima cerebral y nutridas por pequeñas arterias y con venas de drenaje (Fig. 22). Su forma y aspecto es similar a una mora, de tamaño variable entre 1-5 cm. y pueden ser múltiples en un alto porcentaje de casos (cavernomatosis múltiple) (Fig. 23). Se pueden calcificar o trombosar.

[twocol_one]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-angioma-cavernoso

Fig. 22.- Angioma cavernoso

[/twocol_one] [twocol_one_last]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-angioma-cavernoso-multiple

Fig. 23.- Angioma cavernoso multiple

[/twocol_one_last]

Representan el 5-13% de las malformaciones vasculares, muchas son supratentoriales, pero en un 10-20% de los casos se localizan en fosa posterior con predilección por el tronco cerebral. Como las MAVs, rara vez se localizan a nivel de la médula espinal.

Clínica

Los cuadros clínicos con los que dan la cara son de dos tipos: epilepsia hemorragia. En cuanto a las crisis epilépticas (Fig. 24), sus características es que van a ser focales o parciales y de difícil control farmacológico en un 60% de los casos. Debido a la persistencia de dichas crisis epilépticas fármaco-resistentes, se puede producir un déficit neurológico progresivo en un alto porcentaje de pacientes (hasta en un 50%).

En relación al cuadro hemorrágico, suele ser menos severo que el de los aneurismas y el de las MAVs. Se presenta de forma espontánea en el 20% de los pacientes portadores de cavernomas y la posibilidad de resangrado en 10 veces menor al porcentaje de riesgo de las MAVs, oscilando entre un 0’3 a un 1% acumulativo al año. Parece que la mujer joven y los cavernomas localizados en tronco cerebral tienen mayor riesgo de resangrado con repercusiones neurológicas graves (fig. 25).

[twocol_one]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-cuadro-clinico-crisis-epileptica

Fig. 24.- Cuadro clínico de crisis epiléptica

[/twocol_one] [twocol_one_last]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-cavernoma-en-tronco-cerebral

Fig. 25.- Cavernoma en tronco cerebral

[/twocol_one_last]

Diagnóstico

En el momento agudo del cuadro hemorrágico la TAC es, al igual que en los anteriores procesos, el método diagnóstico de elección (Fig. 26). Los cavernomas aparecen como lesiones grandes o pequeñas con contenido hemorrágico y cálcico en muchas ocasiones.

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-diagnostico-cuadro-hemorragico-mediante-tac

Fig. 26.- Diagnóstico cuadro hemorragico mediante TAC

La Resonancia Magnética es el método más selectivo para reconocer los angiomas cavernosos, aunque pueden estar enmascarados en la fase aguda por el contenido hemorrágico de la lesión (Fig 27). Su aspecto característico de panal de abeja se pueda apreciar mejor pasados 2-3 meses del episodio hemorrágico.

[twocol_one]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-RM-angioma-cavernoso

Fig. 27A.- RM angioma cavernoso

[/twocol_one] [twocol_one_last]

información al paciente-patologia craneoencefalica-aneurismas y otras malformaciones vasculares-angioma-cavernoso-panal-abeja

Fig. 27.- Forma de panal de abeja de un angioma cavernoso

[/twocol_one_last]

La angiografía no suele mostrar alteraciones, por lo que a este tipo de malformaciones se las incluía, antes de la aparición de la RM, en el grupo de las malformaciones angiográficamente ocultas, como a algunos angiomas venosos y las telangiectasias.

El manejo diagnóstico, por tanto, es realizar un TAC en la fase aguda hemorrágica o tras una crisis epiléptica focal. Si en la TAC la imagen es característica de cavernoma, hay que plantear la realización de una RM en ese momento y/o al menos pasados 2-3 meses. La angiografía sólo es necesaria cuando se planee el tratamiento quirúrgico.

Tratamiento

El tratamiento es siempre quirúrgico con resección completa de la lesión cavernomatosa. Hoy día las modernas técnicas de localización y microquirúrgicas permiten su extirpación completa con menor riesgo que el que presenta la lesión dejada a su evolución natural.

A pesar de numerosos intentos, no se ha demostrado que la radiocirugía consiga reducir o anular la tendencia al resangrado de los cavernomas, por lo que no está indicado aplicar este tipo de tratamiento (Figs.28).
En el caso de debutar el angioma cavernoso con crisis epilépticas, se pueden dar dos situaciones. En el caso de que sea poca la frecuencia de crisis, está documentado que su extirpación evita que el paciente continúe con ellas y permite que no precise medicación antiepiléptica; aparte de que se evita el alto porcentaje de riesgo que tiene el cavernoma, por su historia natural, de generar una situación de epilepsia fármaco-resistente o de producir una hemorragia.

Se puede dar el caso, afortunadamente cada vez menos frecuente, de que el cavernoma se diagnostique en un paciente con epilepsia frecuente y resistente a la medicación; en estos casos, la indicación quirúrgica es mandatoria y está asentada en que se trata de un paciente con un cavernoma y con epilepsia fármaco-resistente, al que hay que ofrecerle las alternativas quirúrgicas modernas que permiten su curación en más del 90% de los casos.

ANGIOMAS VENOSOS

Se trata de una malformación congénita, no hereditaria, en la que existen pequeñas venas anómalas que convergen en una que drena en el sistema venoso superficial o profundo. Las venas presentan alteraciones en sus capas elástica y muscular. No existen arterias anormales pero si hay parénquima entre los vasos. Las localizaciones más frecuentes son en la vena de Galeno y en regiones de la cerebral media.

Se pueden asociar con angiomas cavernosos y, por lo general, son también malformaciones angiográficamente ocultas, aunque pueden visualizarse dando aspecto de una medusa vascular.

Es cada vez más frecuente su hallazgo casual en las exploraciones con Resonancia Magnética. Son malformaciones con bajo flujo y baja presión. Muy rara vez se pueden asociar con epilepsia o hemorragias y sólo en estos casos requieren tratamiento quirúrgico.

TELANGIECTASIA

Es una malformación de los capilares, por lo que el tamaño es microscópico y no es posible diagnosticarlas mediante TAC o RM. Su diagnóstico es anatomopatológico, tras analizar el tejido cerebral de pacientes intervenidos por epilepsia fármaco-resistente.

 

 

31 Comentarios

  1. Buenas noche soy una persona que padece de malformacion vascular de tercer grado me he tratado pero necesito ayuda u orientacion para acudir a lgun centro de apoyo me drena y no par yo tengo uno.gigante estoy dispuesta a que me hagan estudios pero tengo una mala economia por el momento y ya no aguanto el dolor y los desinflamantes ya no me bajan la inflamacion.
    Gracias

    Responder
  2. Hola, a mi hermano le descubrieron una malformación arteriovenosa cuando tenía 23 años en el tronco encefalico,no me acuerdo el nombre de la intervención pero es cuando te cauterizan en la Mav. Años más tarde tuvo un sangrado y volvieron a cauterizar a pesar de que habían dicho q iba a tener consecuencias. Hoy en día tiene 32 años y toda su parte izquierda esta casi nula, le pesa el brazo, imposibilitado de motricidad fina, arrastra la pierna izq, pérdida de memoria, persecuciones, confucion, sueño extremo. Quería consultarles de que manera se puede mejorar su calidad de vida motriz y neurológica, ya que hace años que se viene consultando con neurólogos, y no nos dan soluciones. Quiero saber q se puede hacer para mejorar su vida con tratamientos o medicación o un médico que alguien pueda recomendar para que nos de una mano. Desde ya muchas gracias.

    Responder
  3. Señores:
    Tengo un problema congénito nací con una arteria en la pierna deracha según un examen que me practicaron la angiotomografia .
    esto me duela mucho y no puedo dormir por las noches tengo que levantarme varias veces para que me pase.
    Me dieron un tratamiento que creo que poco a poco esta mejorando porque ya mis pies están calientes solo que cuando me duele tengo que tomar analgésicos.
    El tratamiento consiste en Xarelto, cilostasol y trental, la pregunta es existe cura para esto.

    Responder
  4. Hola tengo una malformaciones venosa en la columna que me está presionando la medula y afectando las piernas lo que me dificulta la marcha. Tengo espasticidad perdida del tono muscular y fuerte dolor. Por lo que necesito me recomiende un dr en Venezuela que pueda operarme.

    Responder
  5. buenas tardes, tengo un diagnostico de un MAV en el pariental izquierdo, el cual se me presento a los 19 años, hoy tengo 48 años, he pasado por diferentes pruebas como son TAC, ANGIO,ARTERIOGRAFIA, y por la ubicacion me dicen los doctores que es peligroso realizar una intervencion quirurgica, tengo secuelas como es el debilitamientos y poco habilidad en mi brazo y pierna, como el escribir o firmar lo puedo hacer pero no con la rapidez de antes. solo tomo carbamazepina de 200mmg, quiziera saber en que me pueden ayudar, de antemano gracias

    Responder
  6. Soy madre de una hija de 39 anos por favor me pueden ayudar pues fue operada de un a angioma cavernoso que esta a sangrado en el cerebro, y tiene dos mas pequenos, dice el neuricirujano, aqui en estados unidos San Diego california. No nos explican como po demos tratarla y ayudar a mi yer no pues no esta capasitado para entender, la invitata a caminar en el atardecer tiene 10 dias operada y va entendiendo muy lento, tiene cambios de personalidad, mi hija, tambien le dio una embolia leve, tiene tres hijos un baron de 17 anos y dos Nina’s una de 18 y otra de 12. Gracias por su attention

    Responder
  7. Hola. Mi madre quisiera saber si hay alguna posibilidad de que alguna persona ala cual le digan o le dianostiquen los medicos que sufre de una rotura de una arteria en el cerebro puede esa persona salvarse si es atendida a tiempo y que tiempo de vida tiene despues de tener un daño asi. Gracias ayudenme x fabor…..

    Responder
    • Hola, yo soy un chico de 27 años, que en agosto de 2014 me dio un derrame cerebral por una mav arteriovenosa, dos años después estoy vivo y con secuelas, tengo hemiplejia izquierda, la pierna no la muevo mucho, no levanto el talón al caminar, y de la mano izquierda estoy mal, cero movilidad, es lo único que no he podido recuperar nada, tu caso como está? Un saludo y ánimos.

      Responder
  8. tengo un pariente que tiene un aneurisma en el cerebro pero hace 3 años que ya no se trata y esta normal pero si sango y estubo en el hospital 15 dias internado y le ha quedado una secuela de su vista y su oido pude orientarme

    Responder
  9. Hola, me detectaron un tumor vascular en mi mano, entre los dedos.. Anular y el pequeño, en la mano izquierda, a veces se hincha y tengo dolor, es necesario que me operen? Gracias!!

    Responder
  10. Mi padre murio de un cavernoma, mi abuela de un derrame cerebral y mi bisabuela de un evento vascular cerebral también me dijeron que era hereditario tengo 51 años, como se llama el estudio que me tengo que hacer para saber si tengo alguna malformaciòn como un aneurisma o cavernoma, he empezado a tener fuertes punzadas muy agudas que duran como 10 segundos y se van tengo hijos pequeños, si hay algo que se pueda hacer, me gustaría atenderme, Muchas Gracias.

    Responder
    • Hola…lo mejor es una resonancia magnética de cabeza. Espero que no tengas nada y puedas tener tranquilidad.

      Responder
  11. Por favor, me gustaría que me pueda ayudar. Estoy preocupada por mi hermana que ha sido operada hace cuatro meses de dos aneurismas parietal derecho y su brazo izquierdo esta como muerto. Si siente dolor, pero no se que hacer. Aveces ese brazo presenta un color morado que me asusta. Padece de mucho sueño y facilmente olvida las cosas presentes, y a veces no se acuerda de lo más sencillo (como donde está el baño). Por favor ayúdeme no se que hacer. Ella tiene tres hijos. El menor es un niño con deficiencia y llora mucho.

    Responder
  12. Cordial Saludo,

    Hace año y medio tuve un aneurisma donde todo salió bien, pero después de 9 meses de la intervención comencé a padecer convulsiones lo que me generaro un ruido en el oído izquierdo y me han aparecido morados en algunas partes del cuerpo, quisiera saber cuál es el mejor tratamiento que puedo realizar para contrarrestar lo que me está sucediendo y si estás convulsiones son curables y cuánto puede durar este tratamiento, agradezco mucho su atención y apoyo

    Responder
  13. Hola. Necesito ayuda.la semana pasada fui con mi hermano de 12 años a una revisión médica. Después de varias pruebas, el médico me dijo que tenía una malformación en el cuello, que seguramente la tenía desde el nacimiento. Dijo que de momento no había problema ya que era de 3mm. Pero cuando alcanzara 1cm íbamos a estar en “graves problemas”. Yo pregunté sobre la malformación, de qué se trataba, qué consecuencias tenía… El médico no me quiso explicar nada ya que me dijo que era dificil de que llegara a 1cm. Necesito saber de qué se trata y qué consecuencias tiene. Si alguien me ayudara lo agradecería mucho ya que estamos muy preocupados. Gracias.

    Responder
  14. Mi padre se le revento una venita en el serebro y tiene 50 dias sin ser operado pregunta.cuanto tiempo puede esperar para ser operado por fabor responda muchas grasias

    Responder
    • Yo esperé casi medio año para hacerme la radioterapia, como esta tu padre?

      Responder
  15. Hola.
    Después de una resonancia cerebral con contraste, el informe declaró lo siguiente:
    Angioma venoso periventricular occipital izquierdo.
    y Aracnoide selar grado III se asocia a glándula Hipofisiaria pequeña sin lesiones focales.
    Que tratamiento debo seguir ?

    Responder
    • Hola, tienen que hacerte una arteriografía…luego valorarse por un equipo mixto de neurólogos, neuroradiólogos, neurocirujanos,etc. Así decidir la intervención.

      Responder
  16. Hola

    Tengo el problema de una malformacion vascular de nacimiento, a mis 30 años recién empiezo a sentir un dolor cebero de cabeza, antes que esto el dolor aunque solia ser intenso logre sobrellevar, ahora es insoportable, me gustaría hacerme operar. Como puedo conseguir un programa de apoyo que me permita pagar a largo plazo.

    Gracias por la ayuda

    Responder
  17. Nesecito auxilio médico para revisar todo los exámenes que sea hecho de mal forcion arterial venosa .cracias por la respuesta de antemano.que lo elumine.

    Responder
  18. mi mama tiene una mal formacion arterio venosa en la cabeza nosindicaron que tiene que hacerce una embolizacion o una cirugia esteriotaxica y en bolivia me dijeron que no hay yo lesrogaria si por algun medio obtuvierasu ayuda les agradeceria mucho y aque me encuentro muy angustiada y les rogaria su ayuada para salvar a mi mama se los ruego por amor a Dios

    Responder
  19. Hace 18 años me operaron de una malformación arterio venosa fue una operación muy larga y una lenta recuperación, me colocaron un clip, últimamente he empezado a sentir dolores de cabeza muy fuertes en el parietal derecho exactamente en el lugar de la operación, tengo muchos temores de que me este volviendo a pasar lo de hace 18 años, mi duda el clip tiene un tiempo de vida o porque me están dando estos dolores son muy fuertes, me podrían orientar, gracias

    Responder
  20. POR FAVOR QUISIERA SABER COMO SE SABE QUE ES UNA MALFORMACION ARTERIOVENOSA CON QUE EXAMEN SE DIAGNOSTICA…..A MI BEBE DE 6 MESES LE HICIERON UNA ECO DOPLER Y ALLI SALE LESION EN LA PIERNA IZQUIERDA MALFORMACION ARTERIOVENOSA….LO APARECIO A LA SEMANA DE NACIDA PRIMERO SE INCHO LA PIERNA SE PUSO ROJA ASI COMO LO HUBIERA PICADO ALGO LUEGO APARECIO UN GRANITO COMO MORADO OSCURO ……………PORFAVOR AYUDENME

    Responder
  21. mi hija a los 09 años sufrio la ruptura de una m.a.v. de menos de tres centimetros le hicieron la reseccion de una parte y luego le operaron con el acelerador lineal,hoy tiene 19 años gracias a Dios y los doctores esta bien .pero quisiera saber si eso tiene cura,aqui en Peru es muy dificil que los doctores te informen de manera adecuada,ojala puedan contestarme mil gracias y bendiciones.

    Responder
  22. hola soy hna de M laura martinez de edad de 30 años. ella tuvo un aneurisma
    a los 24 años fue operada y controlada en el Hospital italiano durante aprox 1 año y medio. luego de 2 años vuelve a pasarle algo parecido pero mucho peor volvio a sangrar. los medicos no me saben decir que sucedio. mi pregunta es porq no la embolizaron a la mal formacion porq no la siguieron controlando. teniendo 27 años tuvo y tiene q recuperarse de una cuadruplejia. hoy tiene 30 años y sigue recuperandose y saliendo adelante. por favor respondanme…..si hay algo para q se regenere la parte q se daño a nivel del cerebelo donde tuvo el ultimo y gran sangrado

    Responder
  23. Have 7 anos tube una hemorragia,ahora hace Dos meses tube un minimo goteo nuevamente e esa misma zona,me realizaron estudios y tengo una malformacion arteriovenosa de 1.5cm superficial y ya me embolizacion.tengo 32 anosme siento muy bn y nunca me senti mal.quiero sabersi puedo quedarse asi oes necesario que me retirem lamalformacion ya embolizada.muchas Gracias por todo lo q ponen esta muy completo el contenido

    Responder
  24. me operaron en el 95 de MAV ESPINAL a nivel dorsal 10 a la 12 nueve meses despues fui intervenido otra vez quedando paralitico y sin control de esfinteres anal y vesical. si son tan amables podrian darme mas informacion yo se que jamas voy a caminar pero podria recuperar el control de mis esfinteres.Gracias por su atencion.

    Responder
  25. Tengo un angioma cerebral que me ocupa todo el cerebro, inoperable.Ahora se me está cerrando la vena aorta y no me pueden dar sintron por temor a un derrame cerebral.
    ¿solucion…

    Responder
  26. Desearia obtener informacion adicional sobre tratamientops y que centros en España son los mas aventajados y expertos, en las tecnicas aqui descritas, estoy diagnosticado con una gran malformacion arteriovenos “gigante”, se descarta la intervencion por estar en zona profunda y dificil acceso, les rogaria mas informacion adicional……
    Gracias

    Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *